Saltear al contenido principal

Presente y futuro de la UTEC,  problemáticas que atraviesa  la institución

Presente Y Futuro De La UTEC,  problemáticas Que Atraviesa  la Institución

 

Escribe: Shanti Benvenuto | CS Paso de los Toros

El pasado 22 de noviembre la Cámara de Senadores aprobó por mayoría simple el proyecto de modificación de la Ley 19.043, entre los artículos modificados, se encuentra el referente a la gobernanza de UTEC. Dicha modificación elimina el co-gobierno universitario y lo reemplaza por un sistema escasamente participativo, de modo que estudiantes, trabajadores y empresarios, dejan de ser parte del Consejo Directivo Central de la Universidad -tal lo establece la ley original de 28/12/2012-, dando lugar a un Rector designado por el Poder Ejecutivo, dos consejeros, también designados por el Poder Ejecutivo y finalmente un Director decidido entre ellos. 

En esta nueva modalidad, los órdenes reducen su “participación” a un nuevo órgano denominado Consejo Académico General, el cual se desempeñará como órgano asesor del Consejo Directivo, pero con la característica de no ser vinculante.

¿Cuál es el factor común? 

Una predominancia del gobierno de coalición en las decisiones académicas y monopolización de las mismas. La única manera de entender esta modificación de la ley es viéndola desde el punto de vista más pesimista posible: la creación de este consejo consultivo tiene como fin implícito, generar un blindaje público, anestesiar a la opinión pública y ocultar las principales problemáticas e irregularidades  que afectan a estudiantes trabajadoras y trabajadores. 

Asimismo, esta implantación posee incumplimientos e irregularidades que van desde los procesos de selección poco transparentes, que dan lugar a la discrecionalidad y tienen como eje principal de valoración una entrevista que puntúa 45% del proceso de evaluación, así como decenas denuncias de acoso, sexual, moral y hostigamiento, padecidos por estudiantes y funcionarios de la institución. Hechos que siendo denunciados explícitamente a las autoridades universitarias y de conocimiento público de los medios de comunicación de nuestro  país, enfrentan a una estructura publicitaria, financiada con recursos públicos de la universidad y a disposición de los intereses personales de los consejos.

            A estos sucesos se suman datos referentes a un 80% de rezago de estudiantes que desde su ingreso a la universidad no logran culminar su formación en tiempo y forma, y que además no encuentran en UTEC ninguna línea presupuestal de apoyo y seguimiento a su continuidad educativa. Estos datos se obtienen del análisis de la rendición de cuentas de este año, que también deja en evidencia la ausencia de formación permanente de los docentes de la institución, alcanzando un porcentaje que  asciende al  60% de docentes que no cuentan con formación de posgrado.

¿Qué generaría esta nueva forma de gobierno en UTEC?

La modificación de la ley orgánica de UTEC, deja en evidencia una concepción ideológica del gobierno de coalición, entre sus argumentos, acusa a la democracia universitaria de ser ineficiente y busca desmerecer la participación y el pensamiento crítico como modelo de construcción de República. Esta acción deliberada del actual gobierno, no sólo extingue el cogobierno universitario, debilita la libertad de ciencia, nuestra autonomía, ya que subordina a nuestra universidad a ciclos quinquenales de gobiernos.

Al mismo tiempo, tal como la Asociación de Estudiantes (AEUTEC) lo expresa en nota, el incumplimiento de su ley original N° 19.043 del 28/12/2012 y la actual modificación de la misma profundiza un modelo empresarial que demuestra serías limitaciones para que el proyecto de Universidad Tecnológica, Pública y del Interior se conecte en el sentido previsto en su ley de creación, a saber: el desarrollo tecnológico sustentable con justicia social por medio de una universidad radicada en el interior del país con una gestión participativa, transparente y de calidad.

¿Esta es la vía por la que debe ir la UTEC?

El actual gobierno busca instaurar un discurso que propone a esta nueva forma de gobernanza como verdaderamente eficaz, lo que es claramente contradictorio con los diversos estudios y bibliografías que sitúan a las mejores 25 universidades del mundo con un modelo participativo y co-gobernado por los diverso actores del demos universitario. La ley original N° 19.043 del 28/12/2012 es la aproximación más fiel al modelo de gobernanza de estas 25 universidades con mejor índice académico en el mundo, tanto públicas como privadas. Modelo que declaran ineficiente, pero que a 10 años de su creación solamente tiene un cumplimiento no mayor a 1/3 de su ley orgánica, siendo la única experiencia conocida de gobernanza, la de un provisorato de una década de negligencia y pasividad ante las necesidades de estudiantes, trabajadoras y trabajadores.

Los mártires estudiantiles son un ícono histórico en la trayectoria de lucha de nuestra educación pública y democracia de nuestro país, símbolos de un Movimiento Estudiantil que flamea unidad y lucha, pero que a los días de hoy resiste al desmantelamiento de la educación pública nacional y que a partir del 22 de noviembre de 2022, padece el arrebatamiento del derecho a la participación activa de la segunda universidad de nuestro país.

El oficialismo en su fundamentación claramente hace referencia a la UDELAR la cual ha demostrado mejores resultados, donde las Universidades que más ayudaron en la pandemia fueron aquellas que siendo públicas y co-gobernadas demostraron estar al servicio de la población dando apoyo en situaciones tan complejas como los son un hecho histórico que recortó las capacidades humanas sino que prevenía un gran riesgo para la salud del país, aun teniendo todas estas circunstancias en contra, la UDELAR demostró estar a la altura y que con su sistema de gobernanza logró llevar adelante sus avances y generar mayor conocimiento sobre la enfermedad, además de la rápida virtualización de sus carreras y respuesta inmediata a las necesidades, lo que no se ha logrado con la misma eficacia en UTEC. 

Diez años de un Consejo Provisorio que no cumplió con la Ley 19.043 y no implementó el cogobierno. Cuando las situaciones de presunto acoso y abuso comienzan a ser denunciadas por las víctimas, tanto estudiantes como docentes, funcionarias y funcionarios desde el Sindicato de Trabajadores de UTEC (SITUTEC), la Asociación de Estudiantes de UTEC (AEUTEC) y finalmente la Asociación de Docentes de UTEC (ADUT), con el respaldo de las organizaciones de orden gremial y sindical, y desde el espacio de trabajo y discusión Co-gobernado, conformado por estudiantes, docentes y trabajadores, Espacio 2.3.14 se impulsa el cogobierno y democratización de la institución, se defienden derechos, se protege a las víctimas y se seguirá defendiendo las bases orgánicas de creación de UTEC desde su proyecto original, una propuesta educativa de nivel terciario para el interior del país que un par de personas han condenado al futuro fracaso. 

Las organizaciones de orden gremial y sindical de UTEC se han expresado en total rechazo a la eliminación del cogobierno de UTEC y en especial los estudiantes han declarado a los actuales consejeros provisorios como personas no gratas, visto sus roles pasivos ante las decenas de denuncias y su actuar a espaldas de democracia universitaria, al debate constructivo y colaboración tripartita que la Ley 19.043 de 2012 establece. 

Series de entrada: El Sol
Volver arriba