Saltear al contenido principal

Estado mínimo

Estado Mínimo

¿Qué está en juego en los próximos 5 años?

Escribe Daniel Olesker | Senador

  1. ESTADO E INTERVENCIÓN EN LA ECONOMÍA Y LA SOCIEDAD.

En mi columna de El Sol en agosto de 2020 ponía en debate la cuestión del rol en Estado.

Entre otros aspectos decía:

“Es evidente que el Estado siempre interviene en la economía. El debate es la modalidad de la intervención y los intereses del poder en juego. Se definen dos grandes modalidades: la intervención estratégica del estado. (IEEs) y la intervención subsidiaria del estado (IESub) que define un Estado Mínimo.

En la primera el Estado interviene con el fin de orientar la asignación de recursos y las principales políticas públicas inciden en el modelo de desarrollo en vigor. En la segunda el Estado interviene para crear las condiciones jurídicas y económicas para que los actores privados, en particular los de mayor poder económico garanticen sus objetivos”

La diferencia de un Estado Estratégico de un Estado subsidiario y mínimo se resumen en tres esferas: la del gasto público, la de las regulaciones y controles en el ámbito privado y la propiedad de los bienes públicos.

  1. LOS 15 AÑOS DEL GOBIERNO DEL FRENTE AMPLIO.

Desde 2005 a 2019 se abandonó el Estado Mínimo y ausente de los años 90 y se construyó un Estado que en lo económico y social definió objetivos, incidió en la asignación de recursos y en la distribución de los ingresos.

Veamos primero algunos números.

En 2004 el gasto público fue de 22,5% del Producto Bruto Interno, mientras que en 2019 fue un  27% del PBI, con un producto 80% más alto, además.

Como vemos en el cuadro 1, ese aumento del gasto fue altamente concentrado en el gasto social, en el aumento de la inversión pública y en la mejora de los salarios de los trabajadores públicos y por ende de las jubilaciones.

El presupuesto de los servicios de educación, salud pública, el INAU y el Fondo Nacional de vivienda, tuvieron aumentos relevantes que en total significó casi triplicar dichos valores en pesos constantes y un aumento acumulativo anual de 8,2% promedio por año.

El cuadro 2 nos muestra la relación entre estos gastos y el PBI.

El conjunto de estos gastos aumento de 4,8 a 7,79 de un PBI repito 80% más grande.

Todos los rubros crecieron de manera relevante.

  1. EL AÑO 2020.

El gobierno arrancó con un duro ajuste fiscal que impacto severamente en estos mismos 5 ítems del gasto social universal.

El cuadro 3 nos muestra los datos de 2020, comparados con 2019.

Del cuadro se desprende que, los mismos 5 rubros, tienen un baja significativa.

Es claro que la política de ajuste fiscal ha comenzado a revertir el Estado de protección social que creció y permitió una importante distribución de los ingresos en los 15 años anteriores.

Las asignaciones presupuestales para 2021, 2022, 2023 y 2024 siguen en esta misma línea de reducir el peso del gasto sobre el PPBI y en particular reducir el gasto social.

  1. CAMBIOS EN LAS REGULACIONES

Otro aspecto central del Estrado Mínimo es reducir las regulaciones y controles del Estado sobre la actividad privada y potenciar el uso privado de los servicios públicos y de los subsidios que correspondan.

Voy a tomar como ejemplo el caso de la vivienda, que además como muestra el cuadro 1 es la más afectada en términos presupuestales.

El caso de vivienda es un ejemplo de los estímulos para la actividad privada.

Por un lado, en el presupuesto se incluye la posibilidad que, en los fondos para la Inversión pública en vivienda, se incluyan en un hasta 30% de fondos privados. Es decir, la lógica del mercado, la tasa de ganancia y la elección de donde y como construir en obras pública que, hasta ahora, tenía como centro las necesidades sociales, incluye desde la ley de presupuesto la lógica del mercado.

Por otra se flexibiliza la ley de vivienda promovida con un claro eje mercantilizador.

Tres grandes cambios se incluyen.

En las exoneracionesfiscales se amplía al 100% de beneficio tributario para las rentas los arrendamientos de vivienda promovida, en todo el territorio (anteriormente algunas zonas tenían 100% pero otras 40% en algunas condiciones).

Se elimina los topes de precios para la venta. Antes un 10% de las viviendas eran entregadas a la agencia de vivienda a precios fijados por el Estado.

Da total libertad en la configuración de los dormitorios del proyecto de vivienda. Hasta ahora se restringía la cantidad de unidades de un dormitorio a máximo el 50% y los monoambientesno estaban permitidos y ahora se permiten hasta 50%.

  • SÍNTESIS

El modelo social y económico de la derecha es un modelo para los sectores del capital concentrado cuyos ejes son el Estado Mínimo, la rebaja de los salarios y la incorporación de la lógica privada en los servicios públicos, lo que se denomina privatización endógena.

La tarea del Frente Amplio es resistir este modelo, confrontar sus bases, su diseño y su implementación, así como apoyar el fortalecimiento de las organizaciones populares para construir juntos la resistencia ´popular.

Series de entrada: El Sol
Volver arriba