Saltear al contenido principal
Hemiplejia Opositora

Hemiplejia opositora

Dra. Mónica Xavier                                                                                                                                    Senadora                                                                                                                                           Secretaria General del Partido Socialista

foto sola 800

Las interminables negociaciones sobre Presupuesto y Rendición de Cuentas saturan a los ciudadanos. En gran medida las noticias dan cuenta solamente de discusiones, que, naturalmente, existen, sin embargo solo mínimamente trasciende a la opinión pública el verdadero sentido de lo que está en juego. Quienes estamos en política debemos hacer los máximos esfuerzos para que la distancia ciudadana con la política cambie radicalmente. Ello incluye lograr comunicar la importancia de lo que se discute a nivel del Parlamento y del Poder Ejecutivo. Que, ni más ni menos, tiene directo impacto en las condiciones de vida de la ciudadanía.

Hay que dialogar en serio y transparentar. Hay que ponerle fin a las discusiones por titulares. Hay quienes hablan que la década pasada fue la década en que se desperdiciaron oportunidades, al mismo tiempo que les resulta imposible negar lo avanzado. Hay quienes hablan de diálogo, al mismo tiempo que anuncian su disposición a retirarse de las conversaciones con el Presidente de la República en favor de políticas de seguridad pública. Hay quienes hablan de nuestra colcha de retazos, al mismo tiempo que no logran superar sus clásicas discordias.

Hay quienes hablan, hablan y hablan, y agotan toda su imaginación al servicio de aparentar un fin de ciclo progresista. Son los fanáticos del modelo neoliberal, los que desmantelaron la convocatoria a los Consejos de Salarios, los que se ufanan de haber equilibrado las cuentas públicas y olvidan que para ello –  entre tantas otras apretadas de cinturón – raquitizaron la inversión en educación (2% – nosotros peleamos a brazo partido para llegar al anhelado 6%-).

Entre tanta declaración hemipléjica, el gobierno trabaja. Trabaja en favor de expandir oportunidades y derechos para que más uruguayas y uruguayos sigan mejorando sus condiciones de vida. Ejemplo de ello: “todas las pasividades en general tuvieron un aumento del 52 % por encima de los precios y las mínimas crecieron en términos reales 183 % desde 2005 a la actualidad”, informó el ministro de Trabajo y Seguridad Social, Ernesto Murro. También subrayó: «Uruguay es de los pocos países del mundo donde todas las pasividades se aumentan según los salarios con aumentos mayores para las más bajas»[1]. Otro ejemplo: el Gasto Público Social (GPS) total y el de juventud, crecen de forma pronunciada respecto al PIB. De ello, cerca de la mitad de ese GPS es destinado a la Educación[2]. Otro ejemplo más: a partir de ayer lunes 1° de agosto, quienes tienen derecho a un asistente personal, pero aún no lo han contratado, pueden solicitar este servicio en el Portal de Cuidados (0800 1811). “Este año, el Programa de Asistentes Personales llegará a 3.500 uruguayos que tienen dependencia severa”, aseguró el director del Sistema de Cuidados del Ministerio de Desarrollo Social, Julio Bango.[3]

Sea la política que sea implementada en nuestros gobiernos, se debe traducir el sentido de ser frenteamplista. Claro está, la inclusión, el control inflacionario, la equidad, el balance de las cuentas públicas, el desarrollo, asegurar derechos, no es tarea que concluya en cinco ni diez años. Paradójicamente nos quieren apurar los mismos que hace no tanto fracasaron estrepitosamente.

Los socialistas tenemos la idea de desarrollo inexorablemente asociada a la mejora de las condiciones de vida. Así como lo define Norberto Bobbio: “la razón de ser de los derechos sociales como el derecho a la educación, el derecho al trabajo, el derecho a la salud, es una razón igualitaria”[4].

Coherentemente a ello es que los gobiernos de izquierda destinan la mayor cantidad de recursos posibles para alcanzar esos esenciales derechos. Y también es por ello que tenemos que ser capaces de dar cabal cuenta de los esfuerzos realizados para conseguirlos. La de la Rendición de Cuentas no es una discusión caprichosa.

[1] https://www.presidencia.gub.uy/comunicacion/comunicacionnoticias/aumento-pensiones-jubilaciones-murro

[2] http://www.inju.gub.uy/innovaportal/v/62236/5/innova.front/gasto-publico-social-en-juventud

[3] https://www.presidencia.gub.uy/comunicacion/comunicacionnoticias/asistentes-personales-sistema-de-cuidados

[4] Derecha e izquierda p. 151

Fuente: Prensa90

2 de agosto 2016

Volver arriba